El perro de los Baskerville, en cómic

El perro de los Baskerville en comic

Precisamente ayer vi una parte de una serie de televisión basada en el popular personaje de Conan Doyle, Sherlock Holmes, y la historia se basaba en “El perro de Baskerville“, la que es probablemente su historia más conocida y más versionada tanto en libros como en televisión y cine.

Hoy me he desayunado con la noticia de que también esta novela se encuentra en cómic gracias a la editorial Norma y a los autores Edginton y Culbard.

Hoy soy un ávido lector de libros y cómics, pero aún recuerdo, como supongo que todo el mundo, los libros con los que empecé. Lejos de la enorme caterva de libros infantiles y juveniles que hay hoy día, por aquel entonces no era mucha la elección que tenía. Aún así, seguidor como he sido toda mi vida de las intrigas e investigaciones, comencé a leer las novelas tanto de Hércules Poirot como de Sherlock Holmes. De hecho, aún guardo la colección y, entre ellas, este Sabueso de los Baskerville.

1887 fue el año decisivo para el más popular personaje policíaco que existe. En aquel año apareció por primera vez, sin pena ni gloria, en las páginas de la Beeton’s Christmas, con su primera novela, “Estudio en Escarlata“. La historia, que pasó desapercibida entre los británicos, sin embargo, fue objeto de atención para unos editores norteamericanos, los del Lippincott’s Magazine quienes lo publicaron en 1889. Conan Doyle se marchó entonces de viaje a Viena y París para continuar sus estudios de óptica, pero cuando volvió a Londres, ya en 1891, fue contratado por el Strand para continuar publicando historias del tal Holmes. Llegarían así “Las Aventuras de Sherlock Holmes“, “Las memorias de Sherlock Holmes” y “El Perro de los Baskerville“, éste en 1902.

Edginton y Culbard, los dibujantes que han hecho posible la publicación de esta historia en cómic, ya hicieron un trabajo similar con otras dos historias de Holmes: “Estudio en Escarlata” y “El signo de los cuatro” e incluso el propio Culbard ha adaptado ya otras obras clásicas como “En las montañas de la locura” de H.P. Lovecraft.

Portada del perro de los baskerville en comic

El cómic está estructurado en capítulos cortos, lo que facilita la lectura, y en viñetas amplias que ocupan todo el horizontal de la página. Curiosamente los colores utilizados diferencian bastante bien los lugares en los que se desarrolla la trama, de modo que a las secuencias de Londres las identificamos por los tonos azules, y a las de los alrededores de la mansión de Baskerville con colores marronáceos.

El cómic incluso lo acaban con una serie de bocetos del propio Culbard con los que podemos intuir parte el proceso creativo del dibujante.

Imprimir este artículo

Tags: ,

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top