Los X-Men, los comienzos

Si hay algunos superhéroes más incomprendidos y que más cambios hayan sufrido en su grupo, esos son los X-Men, los que aquí en España conocíamos, allá por los años 70, como la Patrulla X. Los clásicos de toda la vida, o al menos, así los conocí yo en mi época de fan devoracómics, fueron el Profesor X, Cíclope, el Hombre de Hielo, la Bestia, el Ángel y la Chica Maravillosa.

X-Men 

Sin embargo, con el tiempo unos fueron muriendo o cambiando, y otros fueron entrando en el grupo. La Chica Maravillosa pasó a ser Fénix, con un carácter que poco a poco la iba llevando a su perdición, y  finalmente, acabó conociéndose como la doctora Jean Grey, una mujer que en escasos momentos de su vida estaba lúcida, pero con una fuerza mental tan incalculable que ella sóla suponía un peligro para la existencia de la Humanidad.

También apareció Lobezno, que en poco tiempo se convirtió en el alma mater del equipo, más cuando Cíclope, el teórico capitán del equipo, acabó perdido por el amor a Jean Grey. O Coloso y su capacidad para solidifcarse; o Rondador Nocturno, con su teletransportación, o Tormenta, otra de las que acabó haciéndose indispensable para los X-Men.

Enfrente podían tener a muchas fuerzas del mal, como Juggernaut o Saurón, pero invariablemente, quien siempre daba el do de pecho colocándose a la misma altura de los propios X-Men, era Magneto.

Cuando el primer cómic de los X-Men (Patrulla X) apareció en 1963, ya había varios superhéroes de Marvel en la calle, como los 4 Fantásticos, el Capitán América o Thor. Sus autores, cómo no, fueron Stan Lee y Jack Kirby. Sin embargo, con el paso de los años estos superhéroes, representantes con sus dudas y sus miedos a sentirse apartados y diferentes, de toda una juventud que por aquellos años era transgresiva y se rebelaba contra el sistema, desaparecieron. Y es que los argumentos eran demasiado complicados para quiens buscaban en los cómics un rato de esparcimiento.

X-Men 1963 

Su continua lucha con el sistema por ser diferentes; sus problemas personales, y sus argumentos enrevesados, hacían que las ventas no fueran como se pensaban. Así que estuvieron varios años sin editarse.

Hasta 1975, en que Len Wein, guionista, y Dave Cockrum, dibujante, los retomaron, hasta convertirlos hoy día, en el prototipo de los verdaderos superhéroes. Aunque en ellos haya tenido tanto que ver la película que tanto éxito cosechó: X-Men.

Imprimir este artículo

3 comentarios

Comments RSS

  1. juan dice:

    esta muy buena su paguina pero quisiera q hablaran de rogue q es uno de los personajes q mas me gustan saludos

  2. ERICK JARA SALGUERON dice:

    Esta bravaso me gustaria que dieran mas informacion de lo que sucedera mas adelante .

  3. ScottSummers dice:

    ciclope el mejor x siempre. el lider del x-men

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top